En el Paseo de la Amistad La Cesira celebró un nuevo aniversario de su fundación

nexos 2

La Cesira festejó su Aniversario 86 con una gran fiesta que tuvo su punto de encuentro en el Paseo de la Amistad,  donde allí un inmenso escenario se convirtió en el centro de atención de los presentes, este pasado domingo 21.

En ese espacio natural, mientras en el escenario se iban sucediendo los más variados acontecimientos artísticos, a su alrededor lo emprendedores, artesanos y comerciantes ofrecían sus productos a los cientos de vecinos que entusiastas vivieron una jornada diferente.

Parte de este festejo tuvo su atención en la elección de la reina de la localidad.

Y para elegir a quienes representaban a las distintas instituciones, un jurado estuvo atento durante todo el tiempo a observar cada actuación de las mismas.

En una primera instancia, las candidatas lucieron su esplendor, en el tradicional recorrido por la localidad, donde a su paso,  iban dejando admiraciones y anticipados sentimientos de quién podría finalmente ocupar el trono deseado.

Que recayó en Maite Peña como soberana de la edición 2021, y a su lado,  como primera princesa, Gianella Vassallo, Segunda Princesa, María Gonzalez, Miss Simpatía, Agustina Riera, como “Miss Simpatía, y, Abril Morgues, como “Miss Elegancia”.

REINAS

Todo esto matizado con grupos musicales folclóricos y el gran cierre musical con Simón Aguirre, la revelación del cuarteto.

El intendente, Jorge Ryan, brindó su discurso a los presentes ante tan importante acontecimiento que recuerda el surgimiento de una comunidad.

Y no pudo dejar de mencionar,  en su alocución,  su agradecimiento a todos quienes, durante este tiempo, desde el inicio de la pandemia de coronavirus, trabajaron sin descanso para cuidar la salud de los vecinos y evitar la propagación de la enfermedad. 

Y como recuerdo de momentos dolorosos vividos, se procedió a descubrir una placa en honor a María Elena Torres, jefa de enfermeras de nuestro del pueblo.

Posteriormente el mandatario destacó, que al igual que la mayoría de las comunidades de la región, la historia de su pueblo surge a partir de la construcción de las vías férreas que fueron atrayendo a los primeros pobladores.

Ese lugar que marca el comienzo, muy pronto,  será puesto en valor convirtiendo ese histórico espacio en un lugar donde los vecinos puedan disfrutar de actividades recreativas durante las jornadas veraniegas, al aire libre.

Historia de La Cesira

La Cesira se ubica en el departamento Presidente Roque Sáenz Peña, sobre la Ruta Provincial Nº 3. Se la conoce por tener dos fechas fundacionales.

En principio la localidad debe su nombre al ingeniero Juan Pelleschi, constructor y propietario de la línea del ferrocarril Villa María a Rufino y Bahía Blanca, que le puso el nombre a la localidad en honor a una de sus hijas.

La primera fecha fundacional, es la del año 1934, en la que se produce el primer loteo en la zona, pero los habitantes del lugar manifestaron que casi no hubo interesados, por lo que se realizó en 1935 con un nuevo remate,  siendo esta la segunda fecha fundacional.

 Santa Isabel de Hungría: Patrona de la comunidad 

La Santa protectora de una comunidad y que en fechas como éstas su recuerdo es aún más profundo. Y desde el estado municipal, hacen especial hincapié en recordarla, por eso,  estas palabras:

“Santa Isabel fue una princesa que nació en 1207, hija del Rey Andrés II y de Gertrudis, en el castillo de Sárospatak. 

Siguiendo la tradición de la nobleza medieval, Isabel fue prometida como esposa a un príncipe alemán de Turingia. A la edad de cuatro años, fue confiada a la delegación germana que fue a recogerla en Presburgo. Fue educada en la corte de Turingia, junto a los otros hijos de la familia condal y junto a quien sería su esposo, como era costumbre entonces. 

Se casó a los catorce años y tuvo tres hijos: Germán, Sofía y Gertrudis; ésta última nació cuando ya había muerto su esposo, víctima de una peste. 

Isabel murió a los 24 años, en 1231. Fue canonizada por Gregorio IX en 1235. Un récord de vida intensa y entregada, para escalar la santidad más elevada y ser propuesta como ejemplo imperecedero de amor y entrega.

Abandonó las apariencias y ambiciones del mundo, el lujo de la corte, las comodidades, las riquezas y los atuendos caros. Bajó de su castillo y puso su tienda entre los despreciados y heridos para servirles. Fue la primera santa franciscana canonizada, forjada en el mensaje evangélico de Francisco. Tal como lo indican muchos testimonios franciscanos, Isabel tuvo acciones increíbles que en su época fueron muy bien valoradas y, hasta el día del hoy, la enaltecen.

La pobreza del pueblo en el que vivía, propio también de su época, estimuló la caridad de la Princesa Isabel. Abandonó las apariencias y ambiciones del mundo, el lujo de la corte, las comodidades, las riquezas y los atuendos caros. Bajó de su castillo y puso su tienda entre los despreciados y heridos para servirles. Fue la primera santa franciscana canonizada, forjada en el mensaje evangélico de Francisco. Tal como lo indican muchos testimonios franciscanos, Isabel tuvo acciones increíbles que en su época fueron muy bien valoradas y, hasta el día del hoy, la enaltecen.

 Para nuestro pueblo es un honor contar con una Patrona como Santa Isabel de Hungría, quien fuera sinónimo de humildad y trabajo humanitario para su comunidad”.

PATRONA

(Fuente Leandro Bustos)

TAMBIÉN EN SUR CORDOBÉS