Río Cuarto: ejecutarán desagües que beneficiarán a dos barrios

General 27 de abril de 2021
FOTO_2-28

Este martes se firmó en la ciudad de Río Cuarto el acta de inicio de la obra de desagües pluviales para barrio Fénix, cuyo principal objetivo es mitigar los frecuentes problemas de anegamientos que ocurren en este sector y que también suelen perjudicar a barrio Ajeproc, ubicado hacia el sur de Fénix.

La obra encarada por el Gobierno de Córdoba, a través del Ministerio de Servicios Públicos, tiene un presupuesto de 113.274.376 pesos. Se estima que beneficiará a 20 mil habitantes de barrios Fénix y Ajeproc.

En el acto, estuvieron presentes el diputado nacional Carlos Gutiérrez; el secretario de Recursos Hídricos provincial, Edgar Castelló; el intendente de Río Cuarto, Juan Manuel Llamosas; el director de Jurisdicción de Obras de la Secretaría de Recursos Hídricos, Juan Pablo Toneatto; y el supervisor de Obras de Recursos Hídricos de la Nación, Jorge González, además de autoridades de la empresa a cargo de las obras.

La obra en cuestión se denomina “Desagües pluviales para barrio Fénix, de la ciudad de Río Cuarto”. Se ejecutará con el propósito de captar el escurrimiento superficial de agua de un sector de barrio Fénix, para luego conducirlo y regularlo. De esta manera, también se protegerá a barrio Ajeproc.

“Es un día muy significativo para nosotros, ya que ponemos en marcha esta gran obra, que es el resultado de un trabajo conjunto entre Municipalidad, Provincia y Nación, y que permitirá optimizar los drenajes pluviales con la ejecución de una serie de captaciones y alcantarillas para proteger a los barrios”, sostuvo Castelló.

A su turno, Llamosas destacó: “Quiero agradecer al Gobierno provincial, que ha escuchado nuestras necesidades y nos brindó soluciones para poder mejorar la calidad de vida de tantos vecinos de nuestra ciudad. Actualmente tenemos muchas obras activas y eso nos llena de orgullo”.

Trabajos previstos
Uno de los trabajos a ejecutar consiste en la captación de líquidos y un conducto en calle Guayaquil hasta el canal Colombres.

Se trata de una obra de captación en la esquina de calles Guayaquil y Liniers. Mediante un conducto subterráneo, el agua es conducida hacia el este por Guayaquil, hasta conectarse a un canal en la zona del ferrocarril, cuya traza es paralela a la calle José Eusebio Colombres.

Otra de las obras son los conductos subterráneos en calles Juan de Dios López y Matías Nolasco.

Uno de los conductos se proyecta para captar el excedente hídrico de las cuencas urbanas del sector de barrio Fénix. Abarca las áreas de aporte remanentes entre las calles Guayaquil, Hipólito Yrigoyen y el canal Sur. Este canal comienza en las intersecciones de las calles Laprida y Juan de Dios López, y continúa por esta última hasta conectarse con el canal Colombres, inmediatamente después del segundo salto.

El segundo conducto tiene por finalidad reforzar la captación de los escurrimientos superficiales de la obra anterior, además del aporte local sobre la calle Matías Nolasco.

Finalmente, se prevé concretar un microembalse de regulación, con canal de descarga por la cuneta de la ruta nacional 8. Esta obra se ubica al sudeste de las anteriores, en la superficie limitada por el terreno del ferrocarril y la ruta nacional 8. Se compone de un microembalse, un vertedero fusible, un descargador de fondo y un canal de sección trapecial que conecta el sistema de regulación a una alcantarilla existente que atraviesa la ruta 8 y descarga en el canal Sur, además de otras obras menores.

TAMBIÉN EN SUR CORDOBÉS