El presidente electo, Alberto Fernández, instó a "arremangarnos todos para que nadie más pase hambre en Argentina”

Política 29 de octubre de 2019
128468_1572376900_430

Alberto Fernández participó de la ceremonia de asunción del gobernador de Tucumán Juan Manzur y pronunció un breve mensaje en el que destacó que “la Argentina es hoy un país con muchos problemas más allá de la deuda” y que se deberá afrontar “un escenario complejo”.

Ante un nutrido auditorio, el presidente electo señaló que “hay instituciones básicas que no están funcionando todo lo bien que se necesita” e hizo foco en la necesidad de recuperar los derechos laborales, a la salud y a la educación pública. En esa clave, criticó las tentativas contra el "arancelamiento de los hospitales para los hermanos de los países limítrofes”.

“Hace cuatro años que insisten en que para que la Argentina progrese hay que quitar esos derechos. No conozco ninguna sociedad que se haga fuerte perdiendo derechos”, expresó.

“El mayor daño que hicieron fue condenar a la pobreza a cuatro de cada diez argentinos, a uno de cada dos chicos menores de 14 años”, disparó también en referencia a las políticas que aplicó el gobierno de Mauricio Macri.

El mandatario electo, además, señaló que el 10 de diciembre “empieza una Argentina gobernada por un presidente y 24 gobernadores”, y exhortó a “ponernos de pie y ser el país federal que todavía no se construyó”.

"Vamos a hacer la mejor de nuestras epopeyas: arremangarnos todos para que nadie más pase hambre en Argentina”, agregó, ante numerosos gobernadores y dirigentes sociales y sindicales, que participaron de la asunción de Manzur.

Te puede interesar